¿Y tu, cobras lo que realmente vale tu trabajo?

honora

 

Mis muy queridos lectores hoy quiero compartir con Ustedes un comentario, que en los últimos meses ha sido muy frecuente, se ha vuelto común comentar entre colegas, los famosos honorarios cobrados por nuestro trabajo, en mi idea y como creo que lo experimentaron varios, al terminar la carrera y empiezas actividades en la prestación de servicios, empiezas claro por cobrar menos, justificando que es para darte a conocer y que los clientes  conozcan y recomienden, y luego que sucede con el paso del tiempo, cuando la exigencia de preparación es aun mas grande, aunado al compromiso y responsabilidad de lo que se ofrece.

Es increíble cómo influyen en nosotros ese juego de percepción que se tiene como prestador de un servicio, en el momento que nos preparamos,  nadie nos enseño como cobrar por nuestros servicios y en el transcurso de desempeñar actividades para otros, mas cuando nos encanta lo que hacemos, llegue una complicacion en fijarle un precio como la retribución justa a una labor.

Es de notar que tanto para profesionistas que prestan servicios independientes tanto masculinos como femeninos se tiene un gran espíritu de servicio y solidaridad con sus clientes, y la experiencia apoya en reconocer donde les aprieta el zapato a los clientes, sin hacer acuerdos antes de iniciar (contrato), entregándose al trabajo de tiempo completo y en ocasiones hasta el cansancio, disminuyendo sus honorarios y otorgando facilidad para su pago, sobre todo ante la duda por parte de un posible cliente, la falta de imponer límites cuando la solicitud de parte del cliente va más de lo ya acordado, es esto lo que nos lleva a trabajar más por poco.

La raíz de estos males es siempre la misma: el no saber valorar sus servicios adecuadamente. Debajo de todas estas actitudes se esconde el temor de “no ser suficiente”: de no poder cumplir con lo que se espera del prestador de servicios.

Que tal, tu como prestador de servicios independientes, te suena algo de sentido   estos puntos??  Eso es bueno para ti?? Ya basta!! Hoy es un buen día  para que determines que tanto entregas de ti y el valor que esto conlleva…

Te comparto estos tres comentarios, y si te ayudan a decidir, bien por ti.

1* Recuerda que en ocasiones MENOS es MAS, tu preparación académica y experiencia jamás se medirá por horas trabajadas sino por los RESULTADOS OBTENIDOS.

2*  Realizar un ejercicio breve, como una lista de 20 beneficios tangibles e intangibles que tus clientes obtienen al contratar tus servicios, esto es una herramienta útil para la fijación de precio dando valor a los resultados que ofreces.

3* Inspirar a los clientes, te da muchos más resultados que presionar. Enfócate mejor en inspirarlos a la acción y en ayudarles a solucionar lo que impide que alcancen sus objetivos, olvídate de agobiarlos con exigencias y tareas.

Te aseguro que si tomas en cuenta estos sencillos comentarios vas a lograr valorar más tu trabajo y que te sea retribuido como tal.

 

Me encantaría me regalaras un comentario. Saludos y disfruten de un extraordinario día…

 

 

Karla Karina 🙂

 

SobreKarla Garcia

Licenciada en Administración y Contaduría Publica. Representante Anafinte.net AC, Master PNL, Parte del Equipo Fundador en español de John Maxwell, estudiosa incansable del ser y su evolución, holística de corazón, facilitador certificada y Master de PNL, Coach Ontológico. Amante de esta fiesta llamada vida que Dios me dio con la misión de disfrutar la estrategia mas sustentable y orgánica llamada felicidad para compartir contigo. :)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.